La cirugía ambulatoria

Enfermera y paciente en Clínica Hospital San Fernando

La historia de las enfermedades es tan vieja como la propia historia del hombre y tenemos que admitir que las enfermedades quirúrgicas o la respuesta quirúrgica a las enfermedades tienen una antigüedad similar.

Mucho se ha avanzado desde el comienzo de la historia, actualmente disponemos de grandes innovaciones que sin lugar a dudas han hecho que los procedimientos quirúrgicos sean más seguros, cortos y técnicamente más sencillos. Esto ha permitido también que la recuperación después de una cirugía sea más rápida y que el riesgo de los procedimientos quirúrgicos disminuya.

Hasta hace algunos años, la mayoría de los procedimientos quirúrgicos eran realizados con el paciente internado en un centro hospitalario, con la finalidad de proveerle de los cuidados antes, durante y después de la cirugía. Este concepto tradicional está dando paso a lo que hoy conocemos como cirugía ambulatoria.

La cirugía ambulatoria no es un concepto nuevo; se realiza desde tiempos inmemorables. En nuestro país la cirugía ambulatoria tiene una larga historia, practicada en hospitales, consultorios, centros de producción de salud ambulatorios, de acuerdo, por supuesto, a las características y recursos de cada instalación.

La Clínica Hospital San Fernando, no se ha quedado atrás y también ha implementado desde hace ya varios años un programa de cirugía ambulatoria.

¿Qué es la cirugía ambulatoria?
Todo procedimiento quirúrgico que se lleve a cabo sin internación, independientemente se trate de una cirugía mayor o menor, o se practique con anestesia general, regional o local. Esto se entiende en tres dimensiones: cirugía menor ambulatoria, cirugía mayor ambulatoria y cirugía con corta estancia.

La cirugía menor ambulatoria se refiere a aquellos procedimientos quirúrgicos que se llevan a cabo con anestesia local, sin internación y que no necesitan ningún cuidado post operatorio especial, lo que le permite al paciente retornar a su entorno una vez finalice el mismo.

La cirugía mayor ambulatoria se refiere a aquellos procedimientos quirúrgicos que se llevan a cabo con anestesia local, regional o general y requieren cuidados post operatorios inmediatos pero sin internación, permitiéndosele al paciente el retorno a su hogar pocas horas después de realizada la cirugía.

Hoy en día se amplía el concepto de la cirugía ambulatoria y se incluye el de cirugía con corta estancia para aquellos procedimientos quirúrgicos que se llevan a cabo con una internación u hospitalización de menos de 48 horas.

En el concepto puro de la cirugía ambulatoria, la cirugía con corta estancia podría considerarse como el paso previo a ir acortando la internación o tal vez el paso siguiente a la no-internación, encaminado a disminuir la estancia hospitalaria en aquellos procedimientos que tradicionalmente requerían más de tres días de hospitalización.

Muchos son los factores que nos han llevado a encaminarnos cada vez con mayor énfasis a la cirugía ambulatoria, entre los que podemos señalar: la disminución de costos hospitalarios, el elevado grado de ocupación hospitalaria causando merma en la calidad de la atención de aquellos pacientes que sí amerita estar hospitalizados, la disminución de infecciones que pudieran presentarse por el propio ambiente hospitalario y por supuesto, la comodidad del propio paciente que de manera innegable se sentirá mejor atendido en su casa.

Prácticamente todas las especialidades quirúrgicas tienen patologías que pueden ser tratadas con cirugía ambulatoria o de corta estancia. En algunas de ellas como oftalmología, por ejemplo, más del 90% de sus procedimientos son de carácter ambulatorio. Otra especialidad en la que cada vez la cirugía ambulatoria tiene mayor auge, es la cirugía pediátrica, ya que permite brindarle a los niños la oportunidad de retornar a casa para el mejor cuidado con el cariño y atención de sus padres.

En cirugía general, muchos son los procedimientos que hoy en día pueden incluirse en un programa de cirugía ambulatoria o de corta estancia:

  • Quistes y tumores pequeños de piel
  • Cirugías de hernia umbilical
  • Hernia inguinal con o sin malla
  • Cirugía anales
  • Cirugías de mama
  • Cirugías de tiroides
  • Colecistectomías laparoscópicas

Mucho más se abrirá el abanico y poco a poco, cirujanos y pacientes, llegaremos al entendimiento de que la seguridad no radica en que si la persona está o no hospitalizada para un procedimiento quirúrgico. La seguridad se obtendrá siguiendo los principios de selección adecuada del paciente, las buenas técnicas quirúrgicas y anestésicas, y el buen cuidado post operatorio inmediato. Proporcionar adecuada información al paciente es por supuesto fundamental.

Estamos convencidos de que muchas de las cirugías pueden ser realizadas de forma ambulatoria; converse con su médico y de ser usted un buen candidato para este procedimiento con las instrucciones de él y el buen cuidado de nuestro hospital, le resultará mucho menos incómoda la cirugía y seguro se sentirá muy satisfecho.

Dr. Jorge E. Martín E.
Subdirector Médico - Cirujano General y Laparoscopista
Clínica Hospital San Fernando